fachadas y zócalos de piedra en casas pasivas

El empleo de fachadas y zócalos de piedra en casas pasivas supone la feliz combinación de la belleza y calidez de la piedra, con la eficacia energética y las ventajas de las casas pasivas.

Para quienes no conozcan lo que es una Casa Pasiva, les interesará saber que se trata de un tipo de casa excelente, que no consume prácticamente energía y en la que se vive mucho mejor y más barato que en otra convencional.

Saber más sobre Casas Pasivas

En la construcción de casas pasivas, es crucial garantizar su perfecto aislamiento y estanqueidad, imprescindibles para  su correcto funcionamiento.

Por eso son necesarias técnicas especiales cuando queremos emplear materiales poco aislantes, como piedra, mármol, granito, cerámica etc.

Características de las fachadas y zócalos de piedra natural.

Iglesias, castillos, murallas y edificios de todo tipo, construidos con piedra, confirman su extraordinaria resistencia y duración.

Además, tantos siglos de construcción han dado lugar al desarrollo de una refinada técnica constructiva, fruto de la cual existen en todo el mundo decenas de miles de edificios y monumentos de belleza inigualable.

Sin embargo la piedra tiene un grave inconveniente, su escasa capacidad aislante. Es fácil recordar las humedades, el frio y calor y los malos olores típicos de los viejos edificios construidos con estos materiales.

Soluciones técnicas para la construcción de fachadas y zócalos de piedra en Casas Pasivas.

Uno de los retos más apasionantes en la construcción de casas pasivas, es combinar la alta eficacia energética que caracteriza a este tipo de viviendas, con acabados tan bellos como las fachadas  de piedra y sus variantes decorativas, fundamentalmente zócalos y otros adornos.

Los métodos constructivos tradicionales no sirven, no son eficientes. La solución está en el empleo de nuevos materiales como los paneles mixtos poliestireno – piedra y su colocación mediante la técnica de fijación desarrollada al efecto.

Estética y técnicamente el resultado es inmejorable, porque no es una imitación sino una técnica para revestir con materiales naturales la fachada.

Esta técnica es especialmente apropiada para la construcción de nuestras casas pasivas modernas, con excelentes resultados de aislamiento, resistencia y duración.

Otra importante ventaja de estos paneles, es la gran variedad de acabados disponibles: mármol, granito, piedra de distintos tipos, gres porcelánico etc. Más de 1000 acabados diferentes pata elegir.

 

Galería fotográfica de fachadas revestidas con paneles de Termopiedra.

 

Características técnicas de las fachadas revestidas con paneles de Termopiedra.

Los paneles de Termopiedra están compuestos por una plancha de poliestireno extruido  sobre la que pegan una capa de piedra o de otros materiales como mármol, granito, gres porcelánico etc.

La resistencia y capacidad de los adhesivos empleados está probada por el Instituto de Ciencias de la Construcción Eduardo Torroja de Madrid. En las pruebas realizadas midieron una resistencia media al despegue de 22.000 Kg/m2.

También se conoce la elevada resistencia al impacto de estos paneles, que se debe a su estructura laminar, que une un material rígido y resistente con otro elástico. En caso de rotura del revestimiento exterior, este nunca llega a desprenderse.

Los paneles de Termopiedra son muy duraderos ya que el material natural situado en su exterior así lo es, también son aislantes e impermeables, por lo que protegen sus fijaciones al muro, lo que constituye un sistema de larga duración.

Para fijarlo al muro, Termopiedra ha desarrollado el Sistema Deprot, una técnica de revestimiento y aislamiento de muros, que toma como base al panel Termopiedra y lo complementa con accesorios de anclaje y conexión, creando una solución constructiva completa.

El anclaje de los paneles al muro es doble, consta de una fijación mecánica y una fijación química. Ambas están calculadas para resistir todos los esfuerzos por sí solas, según norma AE – 88.

Saber más sobre Termopiedra y el sistema Deprot.

Ensayos.

El Sitema Deprot ha sido certificado por el Instituto de Ciencias de la Construcción Eduardo Torroja de Madrid y auditado por los institutos de ciencias de la construcción de otros 17 países de la Unión Europea.

Una vez superadas todas las exigentes pruebas a las que fue sometido nuestro sistema de fachada, Sistema Deprot, se obtuvo el Documento de Idoneidad Técnica Europeo (DITE 10/0022).

Además se han realizado diversos ensayos de envejecimiento y fuego por el laboratorio CIDEMCO, especializado en fachadas ligeras.

Lo más representativo de los resultados obtenidos es la no variación del aspecto tras el envejecimiento acelerado, y la resistencia al despegue entre el poliestireno extruido y el revestimiento pétreo que se sitúa en un valor medio de 22.000 Kg/m2 y da como valor mínimo 17.000 Kg/m2.

Estos excelentes valores son el resultado de la industrialización y normalización del pegado, que se realiza en condiciones “ideales” de temperatura, humedad y presión, así como de una larga investigación en adhesivos.